Travestis Cadiz

Vivan la magia y sentido del humor puramente gaditano en la provincia de Cádiz. Celebrarán sus tradicionales y populares carnavales vestidos o disfrazados con una indumentaria original o que más risa les despierte. Se trata de pasarlo bien y divertirse a mogollón.

Hay muchos municipios que podrán visitar repletos de gentes con mucho gracejo andaluz. Hablamos de Jerez de la Frontera, Chipiona, Sanlúcar de Barrameda, Chiclana, Puerto de Santa María, San Fernando, Conil, Bárbate, Tarifa o Algeciras.

Jerez es cuna de muchos cantaores flamencos. Aparte, sus elementos más emblemáticos son el vino, el caballo y el motociclismo. Su vino es llamado Jerez (como la propia ciudad), en inglés sherry y francés xérès. Se cría fundamentalmente en las ciudades gaditanas de Jerez, El Puerto de Santa María y Sanlúcar de Barrameda. Sus especialidades son fino, manzanilla, amontillado, oloroso, palo cortado, pedrojiménez, moscatel, Pale Cream, Medium y Cream.

Las travestis Cádiz son sociables y pueden crear a su alrededor un círculo de amistad que le puede llevar a realizar actividades sexuales insólitas. Su poder de atracción o persuasión sexual es muy fuerte y en poco tiempo pueden estar follando enloquecidamente o mamando una polla a una velocidad vertiginosa.

Uno de sus servicios sexuales más especiales es la garganta profunda. Se meten la verga bien adentro y la chupan con un ritmillo gustosísimo. De vez en cuando hacen alguna paradita, pero reanudan la situación provocando una notoria estimulación.

Si llega a experimentarlo, como así gratamente le gustaría al equipo de Eureka Escorts, comprobará que sus labios pasarán por su pene, desde glande hasta los huevos y con gran frenesí. Si se atreve con circunstancias morbosas como disfrazarse de policía, médico, mecánico o bombero, entrarán en un rol muy agradable para los travestis gaditanos.

Decimos esto porque ellos se disfrazan de mujer frecuentemente y les fascinan los chicos vestidos de un rol sexual atrayente. Quizá, le suba bastante la libido sirviéndoles de chófer para llevarlas a donde mejor os apetezca. Una apartamento, un habitación de hotel, o a lo mejor, un saloncito acogedor en un sofá de gran tamaño.

Podrán recorrer la provincia enterita y alojarse en casas rurales o cabañas a largo de la ruta de los pueblos blancos. Tales como Arcos de la Frontera, Ronda, Grazalema, Setenil de la Bodegas, Ubrique, Olvera, Espera, El Gastor, Zahara de la Sierra o El Bosque.

Nunca les falta ánimo para folladas descomunales y en un “aquí te pillo” y no lo dejo pasar más tiempo. Algunas son maravillosamente esporádicas, y con parte de ropa puesta, pero no por ello dejan de ser súper placenteras. No importa el sitio, en un rincón escondido de una calle poco transitada, o bien, una casa de campo. El objetivo principal es luciros en vuestras más fuertes apetencias, para echar un polvazo que entre en el ranking de vuestros records personales.

Sería una pasada un masaje testicular a manos de un trans Cádiz. Tomará sus pelotas sutilmente para sacarle su mayor placer sexual. Figurándonos una situación hipotética: éste extrae su polla y bolas de su propio pantalón a través de una cremallera, y le hace el masajito dentro de su coche o baño de casa.

La cocina da mucho juego morboso para las acciones sexuales donde hay que utilizar con frecuencia la lengua. Podrá untar en su vergón una sabrosísima crema de avellanas, para lamerla lentamente hasta dejarlo limpio. Su lenguón es el músculo de su cuerpo que mejor tienen ejercitado.

Con esta hábil parte de su cuerpo son capaces de chupar cada rinconcito de su cuerpo, incluidos huevos y ano (muy sensibles sexualmente), para que estalle en un éxtasis demencial. El ejercicio de metida de lengua en su área rectal, es conocido en el mundo del sexo, como beso negro o anilingus. Si tiene la oportunidad de practicarlo, jamás se arrepentirá, y sí, lo esperará ansiosamente en una próxima vez.

Las playas gaditanas de fina arena y agua transparente son ideales para compartir buenos ratos de sexo con los trans Sevilla. Entran dentro del englobe de la Costa de la Luz. No se pierdan las playas de la Caleta (Cádiz), Bolonia y Valdevaqueros (Tarifa), Zahara de los Atunes, Caños de Meca, Faro de Trafalgar y de los alemanes (Barbate), Costa Ballena (Rota) y de la Fontanilla (Conil).

Cádiz, alberga una buena cantidad de hoteles lujosos, donde podréis pasar más de una noche loca de sexo y desinhibiros carnalmente como dos jóvenes muy deseosos por follar. Las preciosas figuras de mujer de los travestis España son realmente impresionantes. Agachadas y enseñando su culazo, tienen una perspectiva visual incontenible para las miradas masculinas.

Sus tetazas, aunque operadas, no tienen nada que envidiar a las naturales de una mujer. Son grandes, regordetas y con pezones muy llamativos, para tocarlos con el dedo pulgar e índice, transmitiéndole una gozada brutal. Su pija se pondrá súper tiesa y dura, porque poseen un sex appeal muy potente para el sector varonil.

Con el griego consigue proezas inimaginables para muchos: largas corridas con clímax de auténtica escenita a lo película pornográfica. Los empujes y saques, que puede tener con un travelo gaditano en sus folladas, son geniales. Su tiempo de duración es intenso y con mucha actividad frenética en movimientos alucinantes de “entra y sale”.